sábado, 5 de agosto de 2017

 ANTROPOFAGIA SOCIAL


Durante mucho tiempo me quisieron convencer de que el enemigo era siempre y únicamente el enemigo. Pero con el tiempo descubrí que el verdadero enemigo está y estará siempre dentro de uno mismo o en el interior del que trataba de convencerme de que el enemigo estaba solamente en el enemigo.


Auguste Renoir. Almuerzo de remeros, 1881, Óleo sobre lienzo, 129,5 x 172,7 cm. 



miércoles, 2 de agosto de 2017

NUEVA CARTA AL ALCALDE DE MURCIA CON REFRÁN FINAL

Con la llegada de agosto y los trabajadores del Museo Ramón Gaya de Murcia que siguen sin cobrar, se me revuelven las vísceras. Le supongo de vacaciones, Sr. Ballesta, y no dudo que merecidas, pero me asalta una pregunta: ¿Logrará disfrutarlas, podrá realmente soportar el terrible calor de la conciencia o las noches infernales de la indignidad de este mes abrasador? Yo realmente no podría con la situación que viven los seis trabajadores de dicho centro, recuerde, siete meses sin cobrar, y el grado de responsabilidad que usted tiene, es el papá del Gaya, pues no olvidemos que es usted el alcalde y el presidente del Patronato que rige al Museo, un  bicéfalo difícil de entender. Además usted, Sr. Ballesta, aún no ha contestado ni se ha pronunciado sobre el tema y ni un gesto de humanidad hacia estos obreros, ha delegado en el Sr. Pacheco, concejal de Cultura; y por supuesto ha dejado correr el asunto para que sea la Justicia la que se pronuncie, pues eso es lo más democrático y cómodo.
Me sigue pareciendo terrible la situación y creo que usted va a seguir inmóvil, yo por mi parte seguiré activo, ahora será en el Defensor del Pueblo y en el Registro del Ayuntamiento donde entrarán una queja y las firmas de sus solidarios y humanitarios parroquianos que bien indignados están con la Cultura en Murcia, con la catastrófica situación que vive el Museo Gaya y con los desaguisados constantes de esa desvalida Concejalía llena de parches que bien parece ya un collage o un graffiti que está enmierdando lo que tanto amamos unos y tanto desprecia este gobierno nacional.
Poco más señor alcalde, no le quito más tiempo de sus vacaciones, entiendo que no toda la responsabilidad es suya, que los partidos políticos de la oposición bla, bla, bla… y toda esa basura que ya tan poco respeto merece a los ciudadanos, pero que como se dice en estos tiempos modernos que corren, esto tiene que mirárselo, no vaya a ser el demonio y como también dice el refranero “A quien no tiene labrado, agosto se le hace mayo”.

Un saludo,
José Cantabella



martes, 25 de julio de 2017

NO MÁS CUENTOS
                        

  
Perdona el atrevimiento Caperucita,
pero no me creo tu cuento.
No entiendo los motivos
que debiera tener el lobo para comerte,
quizás todo haya sido un juego por su parte,
un divertimento, pues la aburrida atmósfera del relato
no invita a pensar otra cosa.
Ahora, el pobre lobo
anda por el bosque muy deprimido,
algunas noches, cuando me voy a dormir
viene hasta mi cabaña, y junto a mi almohada,
 me cuenta su episodio de otra manera,
en realidad no tiene nada que ver
con lo que cuentan los hermanos Grimm,
ya sé que la culpa no es tuya,
pero siempre te hiciste la mártir.
Aunque no sufras, si te sirve de consuelo
yo también considero
que la historia de mi vida
es igualmente muy poco probable,
como la tuya, y la de tanta gente,
 por eso suelo escuchar  
con atención a ese pobre lobo,
sin embargo, no creas
que soy tan ingenuo,
con él tengo mis reservas,
no vaya a ser que una noche de esas
que viene a mi lado
a contarme sus pesares,
se me ocurra susurrarle al oído:
que qué boca más grande tiene,
y me conteste:
                        que para comerte mejor.





domingo, 16 de julio de 2017


LOS MUSEOS, HIJOS POBRES DE LA OFERTA CULTURAL EN MURCIA
(A modo de Diario)


I

Esta mañana, y para-
fraseando el Himno del guerrillero,
me he levantado, o bella ciao,
bella ciao, bella ciao, ciao,
ciao, esta mañana
me he levantado
y he descubierto
al opresor de los Museos en Murcia:
el Ayuntamiento; hoy
los ha cerrado todos.

¿Son los museos en Murcia
los hijos pobres de la Cultura?

II

Las noticias de la prensa abrasan con ofertas desde el Ayuntamiento: “Murcia se prepara para recibir este verano más turistas que nunca”. ¿A dónde irán a parar esos turistas?, me pregunto mientras camino por la ciudad desierta en un fin de semana de Julio. No veo turistas. Quizá sea demasiado temprano. Tomo un café y veo cómo los cajeros automáticos del centro están ocupados por indigentes, enseguida me insulta otro mendigo al que no le doy una limosna, si le diera a todos los que me piden..., necesitaría un sueldo extra al mes. Veo carteles del “Festival de Folclore del Mediterráneo”, y un cartel de “Flamenqueando” que empieza a las 22 horas, como únicas ofertas. El Casino, ¿es una institución privada o pública? no me dejan entrar a hacer pis... salgo, casi me caigo en la Calle Trapería y decido fotografiar a esos hijos pobres del Ayuntamiento de Murcia: Los Museos.

III

Hago fotos con mi móvil de los museos cerrados, me encuentro a mi amigo Miguel Ángel López Mínguez a quien dedico este breve diario y sigo perplejo caminando de museo en museo por la ciudad arrasada de calor, como esas noticias de prensa leídas. Todos los Museos de Murcia cerrados, clausurados como oferta cultural, entonces tarareo: Esta mañana, me he levantado, o bella ciao, bella ciao, bella ciao, ciao, ciao. Esta mañana, me he levantado y he descubierto al opresor; y tanto es mi malestar como ciudadano que he decidido antes de irme a casa, que sería justo poner una reclamación en el propio Ayuntamiento, sito en Glorieta de España, y me he encontrado a una señora vigilante de su móvil, que apenas me ha mirado cuando le pregunto si abre la sagrada institución y el Ayuntamiento cerrado a cal y canto, o bella ciao, ciao, ciao...


























































































miércoles, 5 de julio de 2017

PELILLOS A LA MAR



Aunque poca atención me merecen ya los que pregonan por los corrillos literarios dónde ellos están, deben estar o quieren estar, decirles que, visto y leído las crónicas, siempre están donde dicen que no quieren estar, en los lugares que no deben estar o dónde realmente no están.

                                          (Título del cuadro:Verdades y mentiras. Lorena Brutti)







martes, 4 de julio de 2017

RECITAL POÉTICO 6 X 5

De nuevo, por la gravedad que están tomando los acontecimientos referentes a los 6 trabajadores del Museo Ramón Gaya de Murcia, que llevan 5 meses sin cobrar, y por voluntad propia, sin presión absolutamente de nadie, PROPONGO una nueva movilización a través del RECITAL PÉTICO 6 X 5.
Este pacífico y noble evento se llevará a cabo en las Puertas del Museo, situado como sabéis, en Plaza de Santa Catalina, en él podrán participar con la lectura de un poema del autor preferido de cada ciudadano, artistas, literatos, profesores, albañiles, fontaneros, demiurgos, políticos, enfermeros, yeseros, publicistas, ganaderos..., y demás profesionales sensibles a esta causa que lo deseen. En mi ánimo está que seáis muchos los que acudáis a esta cita para mí, y seguro, que para vosotros, muy importante, defendiendo así los 6 puestos de trabajo que están al borde del abismo, y por supuesto, para evitar el cierre del Museo, que oídas las declaraciones recientes de los dirigentes del Ayuntamiento de Murcia, está muy próximo su cierre.

Sin más palabras, a la espera de hechos y actuaciones por parte de las autoridades competentes, os agradezco de antemano vuestro interés y compromiso con esta gran injusticia laboral y cultural.


MARTES 11 DE JULIO A LAS 20 HORAS

Os espero, os esperamos. De nuevo, gracias:


José Cantabella.


martes, 27 de junio de 2017

Sr. Ballesta, Alcalde de Murcia:

Parece ser que no va a decir ni hacer nada, que no se va a pronunciar ni públicamente ni en privado, con respecto al drama laboral que están viviendo los seis trabajadores del Museo Ramón Gaya de Murcia, que llevan cinco meses sin cobrar su salario, algo que me parece lamentable.
Quizá no sepa nada al respecto, no me extrañaría en absoluto, los ciudadanos estamos sintiendo constantemente la sordera de algunos políticos y gobernantes cuando se les pregunta, cosa que parece que les molesta. Bien, yo le informo: el lunes veintiséis de Junio le enviaron un correo electrónico los referidos empleados, y aún no ha contestado: por lo menos los trabajadores creo que lo merecen, conteste, por favor, y diga lo que va a hacer su Ayuntamiento con el Museo. Si la cosa no fuese por el lado del Ayuntamiento, usted es presidente del Patronato que rige dicho centro, entonces, dígalo por este otro lado. Diga algo señor alcalde, diga algo... Están, señor Alcalde, seis personas viviendo una situación insostenible, póngase un poco en lugar del otro, en el lugar de los trabajadores, sea empático, como se dice ahora, y si solo habla en los plenos y medios de comunicación ante y hacia cierta ciudadanía, hágalo señor alcalde. También le informo que hay una trabajadora del Gaya que ha tenido que tomar la baja, dada la situación que está viviendo, permítame que no entre en más detalles.


No entiendo mucho de política, digo, de gestiones políticas, no es lo mío, pero creo que a ustedes, los gobernantes, les paga el pueblo, los ciudadanos, y el asunto es lo suficientemente importante, y lo merece; no debe ser tan difícil arreglar la situación, creo, pues estamos hablando de seis trabajadores, que sustentan un museo extraordinariamente orquestado por D. Manuel Fernández Delgado, un personal que da el do de pecho siempre, y conducen y gestionan la obra de uno de los pintores más importantes que ha dado España en el siglo XX, además de un grandísimo escritor y poeta, que forma parte de la prestigiosa Generación del 27.


Le sigo informando: el pasado jueves coordiné la Concentración 6 X 5, en favor de los empleados del Museo Ramón Gaya de Murcia, en la cual, una gran cantidad de personas, no sé cuántas, pero muchas, muchísimas, dieron su apoyo a estos seis trabajadores ejemplares y había en el ambiente un gran sentimiento humano de solidaridad con ellos, que nada tiene que ver con lo político; estamos hablando de humanidad, sr. Alcalde, una humanidad que parece que está desapareciendo de las sociedades modernas en virtud de no sé qué valores. Además, últimamente veo, contrasto, que están desde el Ayuntamiento potenciando la ciudad de Murcia con flores para los jardines, estandartes para el Corpus Cristi, libros y folletos sobre actividades impostadas de cara a la galería, y que no son tan necesarias, según mi humilde criterio, como los temas humanos, que tocan el corazón de las personas, es decir de los ciudadanos.

Finalmente le informo que si en un par de días no existiera ninguna manifestación o declaraciones por su parte, estoy coordinando ya otro movimiento social, éste un poco más avanzado, en donde los ciudadanos de Murcia espero que vuelvan a decir lo injusto de esta situación, y lo importante que es el Museo Ramón Gaya para Murcia, España, para Europa, y para que con centros así las ciudades modernas avancen cultural y socialmente.

Esto es todo, de momento, no creo que sean necesarias más palabras, pues si algo sobra aquí son palabras, señor Alcalde, se necesitan hechos para desbloquear una situación que sus conciudadanos también la consideran injusta e inhumana, y nada le digo de los empleados del Museo que están al borde del quebranto emocional y físico.


Espero, los trabajadores del Gaya esperan su respuesta.


Un saludo:

José Cantabella